700 millas recorridas, 2 eventos y gratas experiencias

Bitácora de mi último tour en UK

Este viaje comenzó como uno de tantos de negocios, llegando de Argentina a Reino Unido como tantas veces en estos últimos años, desde 2016 cuanto decidí que Crowdar tenía que ser una empresa con presencia en el Reino Unido. 

Muchas cosas me unen a UK, entre ellas parte de mi familia que se encuentra en Leicester, hermoso lugar con paisajes rurales y gente agradable y buenas cervezas 🙂 

En lugar de pasar la semana en Londres decidí, luego de la confirmación de un lugar disponible en SwanseaCon V (thank you Viv Richard por tu amable atención y predisposición para sumarme al evento a pesar de mi tardía solicitud) , y por cierto que valió la pena. 

El viaje comenzó por Londres, donde luego de muchas dudas, decidí alquilar un auto, para tener más flexibilidad para recorrer los múltiples destinos que tenía por delante, ya que luego de Swansea tenía como siguiente parada Manchester donde planeaba asistir originalmente al evento de Transformación Digital en Manchester. 

Retiré mi auto en Gatwick Airport el día Domingo 7 e inicié mi viaje hacia Swansea, aunque dado que el viaje era largo para hacerlo en un solo tramo, decidí pasar la noche visitar a mi sobrino Josh, quien toca la guitarra como los dioses, a sus 25 años, además de su trabajo como panadero, es Lead Guitar en Hush Mosey, banda de rock originaria de Bristol (si tienen un minuto denle una vuelta a su último álbum Pretty Little Seanse

Luego de compartir unas cervezas y una cena en un bar de tapas bastante particular con comida poco española pero con agradable fusión, dormí una noche en un excelente sofá que me facilitó mi sobrino (todavía duele un poco la espalda, pero se agradece el hospedaje). 

A la mañana siguiente, bien temprano, salí tratando de no despertar a nadie, en mi camino a Swansea, 6.30am, primera vez a Wales, con mucha expectativa. Me recibió una autopista con una agradable lluvia torrencial, que puso a prueba mis habilidades de conducción en Reino Unido :-O

Al llegar a Swansea, llegué al hotel del evento, el Village Swansea Hotel, muy agradable y bien instalado. El evento estaba muy bien organizado, y con varias charlas interesantes. Luego del habitual merchandising en este tipo de eventos, (el cual me sorprendió por su cantidad y calidad de materiales), hizo lugar a las charlas que se desarrollaron durante el día. 

Me encantó la Keynote de inicio, donde Sander Hoogendoor y Kim Val Wilgem hicieron una irónica pero muy divertida descripción de las peores prácticas de metodología, para rescatar el por qué de poner primero a las personas antes que la pura práctica metodológica y entender que son herramientas y debemos tomar la que más nos sirva para la companía, proyecto, y equipo de gente con el que estemos encarando un proyecto. 

Luego siguieron varias charlas interesantes, de las cuales rescato la de Callum White sobre aplicación de AI en seguridad en la web, que a pesar de que Azure no quiso que las demos funcionaran, y que sonó la alarma en medio de la misma (solo un simulacro) gracias al estoico esfuerzo de Callum la misma salió airosa. 

Otras charlas en las que participé no fueron tan interesantes como esperaba, con lo cual fui rotando entre las mismas, hasta que asistí a la de Simon Stuard presentando Selenium 4, que como padre y uno de los creadores del mismo, explicó las nuevas features y el por qué de las mismas, entre ellas destacando la detección de objetos por proximidad (https://dzone.com/articles/what-to-expect-from-the-new-version-of-selenium-4) junto con él, conocí a Liz Keogh, una de las creadoras de JBehave, plataforma que hemos utilizado por años y seguimos utilizando en algunos de nuestros principales clientes, hasta que desarrollamos Lippia con Cucumber (https://lippia.io)

La última charla del evento me hizo sentir muy identificado, y darme cuenta que el camino que elegimos en Crowdar hace 4 años, de ser una compañía totalmente remota valió la pena. Rachel Davies mostró cómo puede hacerse para que el concepto RemoteFirst sea la primera regla de un equipo de trabajo y sobrevivir en el intento. Vi plasmadas muchas cosas que nos imaginamos en Crowdar y de hecho implementamos día a día, pero no con una vision de que es correcto, sino de que siempre estábamos a contramano del mundo, ya que no muchas empresas conciben al trabajo remoto (home office o nómade) como algo viable. Me hizo recapacitar y entender que de hecho funcionamos así, aunque no tengamos reglas escritas que lo indiquen y logramos los objetivos más desafiantes que tenemos. Aprendí varias cosas, entre ellas que el equipo remoto tiene una dinámica particular, que debe ser respetada, en la cual conviven cosas de la vida cotidiana y actividades de una oficina. 

Creo que debemos entender que el concepto de trabajo cambió, no es más importante viajar 3 horas al día, para estar 9 horas sentado en una oficina en 5 reuniones por día, sino lograr que los objetivos de los proyectos se produzcan, como decía un jefe mío hace tiempo, “el resultado manda”, si hiciste todas tus reuniones, pero al final del mes no lograste tus objetivos, no lograste nada….

Otra cosa importante que aprendí, es que los equipos remotos deben tener algunas condiciones básicas para operar, como ser entre otras, una buena conexión a internet, sea donde sea que estés, auriculares decentes con buena aislación de ruido ambiente, tanto en escucha como en micrófono, y un código de comportamiento distinto al de las reuniones presenciales, como por ej usar la cámara en la medida de lo posible, escuchar al otro y no hablar al mismo tiempo, etc. Creo que se puede armar un decálogo de estas y tomarlos como best practices.

Después del evento tuve la oportunidad de compartir unas cervezas con los sponsors y algunos speakers del evento para luego ir al hotel donde pasé la noche, un pequeño pero agradable hotel frente al mar en The Mumbles, una zona preciosa.

A la mañana siguiente luego de un desayuno espectacular, inicié mi viaje a Manchester, para asistir al evento de Transformación Digital el día jueves. Durante el viaje puse a prueba la red móvil ya que tenía un par de calls en el camino, las cuales tomé en una estación de servicio a la sombra de un árbol, como buen trabajador nómade (Fer Martinez te robé por un ratito el concepto). 

Luego de las calls seguí viaje a Manchester donde pasé la mayor parte de la semana en reuniones hasta el tan ansioso evento The Digital Transformation Conference Manchester 2019. 

El evento estaba repleto de gente, muy interesantes stands de expositores. Me detuve en el de Senheiser, que tenía unos muy preciados auriculares de altísima calidad, los cuales seriamente estoy considerando en comprar para nuestros equipos de trabajo, aunque la inversión es alta creo que valen la pena, veremos ….. 

Entre los speakers varios llamaron mi atención, aunque la mayoría de las charlas se centraron en que el gran cambio no está en lo digital, sino en la gente y en cómo el cambio las afecta. Entre las destacadas para mi, fue la u Hayley Granston de la marca Beano que habló sobre el impacto de la transformación digital en los niños entre 6 y 12 años y cómo trabajan para entender qué es lo que demandan los niños y como influencian los hábitos de consumo de algunas marcas muy importantes.

Otra charla que me gustó mucho por el contenido de la misma fue la de Ricard Fuertes que acaba de hacerse cargo del equipo de desarrollo de software de TFGM explicando los desafíos de la movilidad en Manchester y como la ciudad debe dar respuesta a los requerimientos de transporte actuales y futuros entre ellos, la continua ampliación del Tram y la digitalización de las más de 30 lineas de Buses que gestionan privados externos a la organización. 

Luego del evento me reuní con Paul Caine, quien luego de su paso por TrustIV, empresa colega que se dedicaba a QA igual que Crowdar, acaba de incorporarse como colaborador al equipo de Crowdar como business development. 

Terminé mi semana en Manchester y fui a Leicester a visitar a mi familia. Pase unos días agradables en su casa, y haciendo oficina móvil en The Waterside Inn,  donde aproveché algunos días soleados para trabajar al aire libre. 

Para no relajarme mucho, el miércoles fui a Birmingham a reunirme nuevamente con Paul, para definir los próximos pasos de su incorporación a Crowdar.

Termino estas notas en el avión de viaje a Buenos Aires, donde la semana entrante nos reunimos con Martín Casamayor, responsable de la empresa en Chile, para revisar los nuevos proyectos que están por delante de aquí a fin de año, que parecen prometedores y planificar en conjunto con los directores de Argentina, Pablo Zuccarino y Cecilia Benassi el último trimestre del año. 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *